Read Time:1 Minute, 55 Second

Banes, el oriental municipio de la provincia cubana de Holguín, es una tierra fecunda para la cultura, que brotó iluminada de sus raíces aborígenes y fusionada con ese enorme ajiaco criollo que corre por nuestras venas, entre lo negro, lo blanco y lo mestizo en esa enorme simbiosis de lo nacional convertido en música, poesía, arquitectura, danza, en arte.

Arcoíris paradisiaco de la música que cruje  con una tonada de amor perfecta, arropada en sus legendarios y añejos maderos de esas casonas, donde nacieron ilustres del  pentagrama nacional como: Pedro Justiz Rodríguez, Peruchín, el del Mamey Colorado, el trovador Augusto Blanca, la pianista Sofía Rodríguez o los hermanos Cotan.

Pueblo de escritores, poetas y versos nacidos al borde del río o de la orilla de sus hermosas playas que le cantan al amor, a la esperanza y la vida, como esas estrofas de Francisco Mir o Luis Augusto Méndez y Argelio Santiesteban, periodista y escritor Premio Nacional de la Crítica por su libro El habla popular cubana de hoy.

Banes, la Capital Arqueológica de Cuba con el más grande caudal aborigen descubierto en la isla con más de un centenar de sitios y dos museos de trascendencia mundial: el Indo-Cubano-Bani y el Chorro de Maíta, joyas de incalculable valor para el estudio y conocimiento de nuestros antepasados.

Aquí, donde perviven en total armonía la cultura nacional y universal que tuvo sus componentes anglo-caribeños, con una comunidad que estuvo entre las más importantes del país y norteamericanos judíos, chinos, indios, árabes y de muchas otras nacionalidades que también aportaron a la cultura local.

Sitio de encuentro  de famosos del arte mundial como Libertad Lamarque, la novia de América, el español Pedro Rico o el mismo Benny Moré que aunque no tuvo tiempo de componerle una canción, si le entregó  su son entero.

Banes, divina providencia de quienes van por calles y lomas con una guitara cantándole a la vida, los que danzan en las plazas, los que escriben una estrofa en el tronco de los árboles, los que matizan sobre el lienzo sus bellezas, los niños y los jóvenes iluminados por la armonía de la música y los ancianos que siguen prendidos al lenguaje celestial de la cultura, porque ella es, escudo y espada de la nación.

[ABTM id=2470]

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

2 × 4 =