Read Time:2 Minute, 54 Second

Sala de hemodiálisis del hospital clínico-quirúrgico doctor Carlos Font Pupo, de Banes. Foto del autor.

La salud pública es una de las grandes conquistas de la Revolución Cubana que se hizo presente en este municipio de Banes tras el triunfo del primero de enero de 1959 para propagarse como lluvia bendita por toda esta tierra nuestra, antes colonizada por el imperio norteamericano de la United Fruit Company, no solo dueña de las mejores tierras sino también de la vida política y social.

Hospitales, policlínicas, consultorios médicos y puestos de la salud con miles de médicos y enfermeras graduados forman parte de este maravilloso sistema que puede blasonar de ser no solo gratuito y universal, sino de un carácter puramente humanista y solidario.

Este 2019, el sector de la salud, como toda la sociedad cubana, ha enfrentado carencias y problemas derivados del inhumano bloqueo imperialista que nos niega no solo recursos materiales, sino también medicamentos para tratar enfermedades altamente riesgosas.

Pero aquí se sigue apostando por la vida y la salud del pueblo, por lo cual nos regocijamos con una mortalidad infantil por debajo de cuatro por cada mil nacidos vivos y con un seguimiento permanente a las mujeres embarazadas desde su captación hasta el parto y más allá.

Tenemos una política de atención a los adultos mayores que aquí en Banes tiene un ejemplo que ilumina con un esplendor de cariño y voluntad en el Hogar Provincial de Ancianos “Pedro Luis Pérez Almaguer”, donde el amor engendra la maravilla y enaltece virtudes humanas, como la de la doctora Martha Piriz, quien siempre anda apegada a su pasión por la medicina y su corazón repleto de bondades.

Hogar Provincial de Ancianos “Pedro Luis Pérez Almaguer” . Foto del autor.

El programa de atención a la tercera edad va más allá, porque se extiende a las comunidades con los círculos de abuelos con ejercicios físicos y otras actividades que motivan y enaltecen su vida.

Dos grandes servicios que demuestran la magnitud de nuestra salud en Banes son los relacionados con la hemodiálisis y la terapia intensiva, salas con todas las condiciones para atender a los pacientes, joyas que se preservan como tesoros bien expuestos.

En uno y otro lugar existen profesionales capacitados que durante todos estos años han cuidado con esmero la vida del pueblo, en un hospital que busca renovarse en medio de las carencias, pero que sigue apostando por el futuro.  

Sala de terapia intensiva del hospital clínico-quirúrgico doctor Carlos Font Pupo. Foto: Raúl Oliva.

Así se trabaja por mejorar las salas de atención a mujeres y hombres, labores que acometen constructores de Servicios al arte, quienes manifestaron terminar tales acciones para los próximos días con el máximo de calidad, como reiteró la doctora Martha Chaveco, directora de esta institución.

La lucha antivectorial figura como una de las grandes batallas del sector de la salud en Banes, que une fuerzas y voluntades propias y de otros sectores, en aras de ganarle espacio al mosquito Aedes aegypti, que por meses mantiene en alta tensión al territorio, el cual dedica importantes sumas de dinero a esta acción en defensa de la vida humana.

No son pocas las insatisfacciones con los servicios de salud en Banes, cuyas causas van desde la situación constructiva de los consultorios médicos y otras instalaciones, la poca disponibilidad de ambulancias, la carencia de consultas de algunos especialistas y otras de orden material y humano, pero en ese universo son más las luces que las sombras.

[ABTM id=2470]

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 × 2 =