Read Time:1 Minute, 49 Second

Caminamos apresuradas para el trabajo, algunas con profesiones tan disímiles como nuestro propio carácter. Sin embargo, a pesar de las diferencias, tenemos algo que nos une, y es la ternura y la responsabilidad para realizar cada tarea.

Sabemos a distancia si algo preocupa a nuestras amistades o familiares  porque  tenemos ese sexto sentido para descubrir  las tristezas de los otros, aunque las propias, muchas veces, no están claras y sabemos siempre qué hacer para dibujar una sonrisa en el rostro de quien lo necesite.

Tenemos la inmensa responsabilidad de llevar a cabo varias labores, las que realizamos con un toque de compromiso, astucia y, sobre todo, sensibilidad, características que son indispensables en nuestra manera de conducirnos en la sociedad.

Somos capaces de conjugar de forma perfecta, trabajar en cualquier oficio, ser desde campesinas, doctoras, ingenieras, policías, periodistas, operadoras de combinada hasta dirigentes a cualquier instancia, por solo citar algunos ejemplos; y llevar al mismo tiempo las riendas en  la educación de los hijos, el cuidado  de nuestros padres que ya transitan por los senderos de la tercera edad y tener todo listo en el hogar.

Las mujeres, a pesar de muchas veces sufrir discriminación en diversas épocas, de ser objetos del machismo cuando dicen que nadie entiende lo que queremos, de lidiar con incomprensiones de todo tipo, de romper en llanto ante los actos de violencia tanto hacia nosotras mismas como hacia aquellos que queremos tanto, o simplemente cuando nos los golpea el destino, tenemos la fuerza para sobreponernos, para secarnos las lágrimas, mirarnos al espejo y con la frente en alto seguir adelante y continuar luchando por hacer realidad nuestros sueños y aspiraciones.

Es que tejemos con nuestras propias manos las historias del tapiz de la vida tal y cual la queremos, a pesar de sangrar por las heridas,  porque somos capaces de hacer que el universo se estremezca cuando mostramos a todos que podemos tomar un arma para defender las cosas que más nos importan, pero también que con solo una palabra de comprensión y una sonrisa podemos cambiar el futuro; es que simplemente miramos al mundo con ojos y alma de mujer.

[ABTM id=2325]

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

5 × 3 =