Read Time:2 Minute, 47 Second

Intercambios fructíferos con productores del holguinero municipio de Banes, en el Oriente del país, y a pie de surco, sostuvo el viceministro primero de la agricultura de Cuba, Idael Jesús Pérez Brito, el cual destacó la importancia del uso de las tecnologías para crecer en las cosechas y mejorar los cultivos.

También preciso que hay que ir más al surco, atender mejor a los que trabajan en la tierra y destrabar amarras que sujetan el camino provechoso del sector, vital para la economía y la alimentación del pueblo.

Verdaderas clases de cómo manejar la tierra y hacerla más productiva ofreció el vice-titular del Ministerio de la Agricultura, quien, con una mano en el hombro y con lenguaje sencillo, conversó con los campesinos, conoció de sus experiencias, reconoció los fuerzos, el batallar duro en medio de las inclemencias del tiempo y escasez de recursos.

El Vice-ministro de la Agricultura hizo demostraciones prácticas a los productores banenses. Fotos del autor.

Les habló como un científico y como un productor más que desea y aspira avances mayores, les explicó a los plataneros del consejo popular de Mulas, Los Ángeles y Río Seco de las bondades y las altas productividades de nuevos clones como el FIAT-O4 y el FIAT-O1, que pueden triplicar y hasta cuadruplicar los rendimientos de las variedades tradicionales que se cultivan en estas tierras, si se emplean las técnicas y las atenciones correctas de este cultivo, tan demandado en la mesa de los cubanos.

Les enseñó en el surco cómo se pude crecer en las cosechas de yuca, un producto que hoy reviste una importancia capital, no solo para la alimentación humana, sino también como pienso ante las restricciones que impiden comprarlo en el mercado internacional.

Pérez Brito pudo comprobar el gran esfuerzo que realizan los agricultores banenses en un territorio que cultiva más del 80 por ciento en secano, con escasos recursos, pero con una voluntad y empeño increíble, donde hay ejemplos maravillosos, pero reconoció que se necesita atenderlos mejor, conocer de sus preocupaciones y ayudarlos para que mejoren su economía y la del país.

En el resumen de esta visita se valoraron otros programas, como el de la ganadería y la agricultura urbana, suburbana y familiar, donde se detectaron problemas, pero también resultados alentadores, y que pueden ser tomados como ejemplo para cambiar el panorama en ambos sectores.

Se mencionó como ejemplo el coto genético de Joel Quintana, de Cano Cuatro, perteneciente a la cooperativa de Créditos y Servicios “Camilo Cienfuegos”, como referencia en la cría de ovinos, conejos y ganado mayor, no solo en el manejo de la masa, sino como capaz de garantizar alimentos de alta calidad y nutrientes para los animales.

Los especialistas de la agricultura urbana, sub-urbana y familiar dijeron que es necesario revolucionar esta rama a partir de la creación de una Unidad Básica que atienda más de cerca y con recursos a sus productores para cambiar conceptos y formas de hacer en aras de llevar al plato del banense más alimentos.

“Banes tiene potencialidades, hombres que trabajan y luchan duro en condiciones adversas, lo que hay es que estimularlos, atenderlos, conducirlos y tenderles la mano siempre que se pueda”, recalcó el Vice-ministro Primero de la Agricultura, quien confía que se puede revolucionar el panorama para el bien de Cuba.

[ABTM id=2470]

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

cuatro × 3 =