Read Time:1 Minute, 51 Second

¿Qué valor tiene la vida? La nuestra, la de nuestros familiares, la de los amigos, ¿qué valor le damos?

Somos un simple suspiro, una cuenta regresiva que no para su reloj.
Y como la sorpresa más inesperada de nuestras vidas llega la muerte, esa que a veces es cruel y otras, piadosa; esa que nunca te esperas, pero de la que muchas veces no te cuidas.

Hacemos planes a futuro, creemos que somos inmortales y nos olvidamos de lo incierto que son nuestros días.
Así lo veo a diario, aún creemos que somos inmunes a la pandemia del coronavirus, el barrio parece que tiene auras de protección para aquellos que viven en él porque muchos de sus habitantes se pasean sin nasobuco y cuando les preguntas solo dicen “ah, sí, yo ando en el barrio, el nasobuco me lo pongo cuando salga de aquí”, y así sucede también en centros de trabajo, casas de amistades, lugares que creemos seguros porque son los más frecuentes y por ello afirmamos que ahí no nos puede contagiar nada.

Y así compartimos el cigarro, la botella de ron, viajamos a otras provincias, besamos y abrazamos, tocamos las barandas, los brazos de los asientos públicos y ni nos molestamos en desinfectarnos las manos.
Entonces nos quejamos de lo cruel que es la pandemia, de lo dura que es la experiencia de tenerla y lo triste que es ver cómo se lleva consigo tantas personas queridas.

Y vemos cómo aquellos que han sido contagiados ahora toman todas las medidas, cómo sus seres más cercanos aprendieron la lección y ahora sí se cuidan. Pero para eso no hay que esperar a tener tan mala experiencia.

Se han perdido tantas vidas sin ninguna distinción: embarazadas, niñas y niños, ancianos, hombres fuertes, personas con patologías y otros que estaban sanos y en el fondo tiene tanta culpa la pandemia como nosotros que hemos permitido que entre en nuestros hogares, en nuestra vidas.

No esperemos a padecer de covid para protegernos de ella. Si nos dijeran la causa de nuestra muerte, haríamos todo lo posible por evitarla; entonces, si ya estamos advertidos del peligro, cuidemos nuestras vidas, este es el momento de actuar, no perdamos más miembros.

(Por Beatríz Romero Martinez)

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

2 + diecinueve =