A Guayacanes se le pone corazón

0 0
Read Time:1 Minute, 53 Second

Guayacanes es una pueblito costero que pertenece al consejo popular de Cañadón. Es una comunidad intrincada, pero no por eso habitan allí pocas personas.

“Guayacanes florece, y cada día se ve como lo que es, un lugar bello y tranquilo”, me dijo Juan Alberto Sarmiento Lorenzo, cuadro de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR) en Banes, durante una reciente visita de la mayor organización de masas del país a esa comunidad. En esa ocasión, los funcionarios de la dirección municipal de los CDR, con su coordinadora al frente, Diana Ricardo Oliveros, realizaron una visita a ese lugar para conocer el funcionamiento de la organización cederista y conocer las inquietudes de los lugareños en un intercambio realizado en la Sala de Televisión.

Confluyeron en este espacio gente de diferentes edades, sexos, nivel educativo, situación social y cada uno habló desde el corazón, dando a conocer los problemas del barrio, pero también lo positivo que se había hecho en beneficio de la gente que allí vive, como por ejemplo, la reconstrucción del vial.

Diana Ricardo Oliveros, coordinadora municipal de los CDR, los animó a comentarles sobre el proceso de revitalización que emprende la organización, y ellos, los cederistas de Guayacanes, se comprometieron a elevar la propaganda popular revolucionaria y a completar el ejecutivo de base.

Los funcionarios les brindaron información sobre los cambios que tienen las estructuras a nivel de base, es decir, las responsabilidades se reparten entre el presidente de CDR, organizador, ideológico y el frente social. Este último se ocupa de darle seguimiento a las problemáticas sociales que persisten dentro de los barrios.

La visita no sólo se limitó a intercambios. Los funcionarios llegaron a conocer hasta los casos más vulnerables, entre ellos un menor de edad que se encuentra postrado por una patología que sufre y le causa daños severos.

Los funcionarios de la dirección nacional de los CDR que los acompañaron también se llevaron preocupaciones referidas a la situación habitacional de la comunidad, entre otras, de igual importancia.

La vinculación de la dirección municipal de los CDR con las comunidades es vital. Ejemplos como este de Guayacanes así lo validan. Los CDR en Banes a los barrios rurales le ponen vida, alma y corazón y de estos se nutren para mejorar su accionar.

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %
Banes Destacado